Boletines

El puerto nuestro de cada día

E-mail Imprimir PDF

El conflicto que existe en Limón sobre el futuro de los puertos es el resultado de una lucha sin tregua que por casi 4 años ha estado dando el Sindicato de Trabajadores de JAPDEVA, (SINTRAJAP), contra el soborno, la corrupción y el fraude que propicia el gobierno, a fin de privatizar los puertos del Caribe costarricense, aunque para ello tenga que destruir JAPDEVA que constituye el alma de Limón.
La lucha heroica que está librando SINTRAJAP es por Limón y por su gente, por la dignidad de las personas que el gobierno quiere ultrajar.

En Limón nuestra riqueza es el puerto

Por los puertos del Caribe, circula más del 80% de todas las mercancías que ingresan y salen del país y contrario a lo que el gobierno dice y repiten los medios de prensa, JAPDEVA es una institución rentable, eficiente y autosuficiente, que además genera empleo y obras de alto impacto social para un pueblo maltratado por los gobiernos y las transnacionales a lo largo de la historia. Se trata de un enorme negocio para las transnacionales portuarias que controlarían el comercio exterior de Costa Rica por medio de la concesión.

Leer más...

Síntesis socioambiental de la lucha comunitaria

E-mail Imprimir PDF

Nuestra riqueza ecológica e hídrica es una de las más cotizada por el mercado de la energía, la cual por las características física del país acondicionan las formas de explotar los ríos y fuentes naturales.

En Panamá se ha determinado que existen 24 hidroeléctricas ya adjudicadas o en trámite de subasta. Por ende, en nombre de los Mecanismo de Desarrollo Limpio MDL aun continúan con las iniciativas obsoletas, de alto costo e impacto ambiental y social con hacer hidroeléctricas.

En materia minera los últimos datos sobre la economía panameña la explotación de minas y canteras a sido de 19.4% del Producto Interno Bruto en 4.515 millones de dólares de enero a abril del presente.

Sin embargo, aun se desconoce el desarrollo o la producción para Panamá, en donde el código minero aun apunta a las exportaciones con gran marginalidad hacia las iniciativas sociales. Sobre sus consecuencias ya se manifestó que las concesiones solicitadas y adjudicadas para la explotación minera representan 2. 333. 829 hectáreas del territorio panameño. Es decir, tres veces Panamá, cuya extensión es de 750. 000 hectáreas. Sin embargo, la violaciones a los derechos de las comunidades son latentes sin ser divulgados por los medios de comunicación.

Leer más...

La resistencia frente a la minería metálica en El Salvador

E-mail Imprimir PDF

El actual movimiento contra la minería metálica en El Salvador es la alianza socio-ambientalista más diversa que se ha visto en años recientes, pues desde la lucha contra la deforestación de la Finca El Espino, en la década de 1990, no se había presentado un movimiento ciudadano igulmente amplio en torno a un asunto ambiental particular.

De modo que la lucha contra la minería metálica es un buen indicador sobre las coincidencias entre una parte del ambientalismo salvadoreño, el movimiento social popular más amplio y un sector de ONGés comprometidas con las luchas populares en distintos temas.

Esta lucha que está llena de episodios interesantes, épicos, aleccionadores y también de momentos dolorosos: el movimiento salvadoreño de oposición a la minería ha sufrido el asesinato de tres de sus líderes y activistas en el Departamento de Cabañas. Aquí ofrecemos una breve historia del movimiento, enfocándonos en sus aspectos organizativos.

Igual que muchos países latinoamericanos, El Salvador se encuentra en la mira de las compañías mineras transnacionales, especialmente canadienses. Por varias décadas no se realizaron en el país actividades de exploración o explotación de minerales metálicos, pero en el año 1996 se aprobó una Ley de Minería con nuevos incentivos para los inversionistas extranjeros. Así, hasta el año 2007 se habían otorgado casi 30 licencias para exploración de oro y plata. Conforme avanzaron las exploraciones, comenzó a gestarse la inquietud por los efectos sociales y ambientales de esta actividad, y en el año 2005 ya se podían reconocer dos focos de resistencia frente a la minería: uno en el Departamento de Chalatenango y otro en el Departamento de Cabañas.

Leer más...

Boletín 89 del Grito 2010

E-mail Imprimir PDF

Publicación de la Secretaría Continental

Año XII - N° 89 - Junio 2010

Página 2 de 2