Llamamiento a la XII Jornada de Movilización Continental Grito de los Excluidos/as 12 de octubre 2010

E-mail Imprimir PDF
12 de octubre. Esta no es una fecha cualquiera para América Latina y el Caribe. Esta fecha encierra un simbolismo profundo, una marca histórica y un desafío para nuestra acción política. Desde que en 1999 se llevara a cabo por primera vez el Grito de los Excluidos/as Continental, cada 12 de octubre viene creciendo en movilización y articulación populares, demostrando que nuestra memoria histórica y nuestra voluntad colectiva por la transformación social son fuerzas capaces de guiarnos en el camino de la resistencia y la construcción de alternativas.
 
Cada 12 de octubre, desde hace doce años, en toda la región se realizan marchas, vigilias, mesas de debate, acciones de resistencia para fortalecer las luchas en cada coyuntura nacional y regional, entre muchas otras formas de expresión popular en demanda de transformaciones de fondo en la sociedad, la política y la economía. Esas demandas apuntan a la construcción de sociedades incluyentes, verdaderamente democráticas y donde la solidaridad y la equidad prevalezcan por sobre el afán de lucro que hoy en día orienta y moldea a la sociedad capitalista. El Grito de los Excluidos/as ha venido contribuyendo de forma continuada y firme para que el 12 de octubre sea una fecha de luchas y dignidad popular y no una simple aceptación de la ideología de dominación y conquista que las clases dominantes aún hoy tratan de imponerle a nuestros pueblos, ya sea en la escuela, ya sea en las conmemoraciones oficiales.
Por eso nuevamente lanzamos este llamamiento para que este 12 de octubre de 2010, que marcan nuestros 518 años de resistencia anti-colonial y anti-imperialista por la construcción de naciones incluyentes, diversas y democráticas, los movimientos populares del continente todo salgan a las calles y convoquen actividades que visibilicen las luchas y demandas del pueblo y hagan resonar nuestros gritos por trabajo, justicia y vida por todo lugar.
 
Nuestro continente vive una coyuntura política en la que vemos poco a poco consolidarse, en medio de serias amenazas, procesos de transformación como en Bolivia, Venezuela y Ecuador, por un lado, así como importantes avances democráticos en países como Uruguay y Argentina, junto con la consolidación de espacios de articulación regionales como UNASUR, que cuestionan directamente la hegemonía norteamericana en la región.... pero por otro lado vivimos también una coyuntura de avance de la militarización y la violencia contra las luchas populares, así como contra la población campesina e indígena en todo el continente. Estados Unidos ha movido sus fichas con nuevas bases militares (Colombia, Panamá), la ocupación militar de Costa Rica, la militarización y violencia crecientes en México, el respaldo al golpe militar en Honduras y el asedio constante a los procesos en aquellos países que avanzan en direcciones contrarias a los designios imperiales, así como la continuidad del bloqueo contra Cuba.
 
Asimismo, el avance del agronegocio (caña de azúcar, eucalipto, piña, soja, palma africana, entre otros productos), de los megaproyectos turísticos o de infraestructura (hidroeléctricas, carreteras, puertos, etc.) así como el avance de actividades extractivas (petróleo, minería), están generando profundos impactos negativos sobre las poblaciones indígena y campesina en todo el continente, llevando al desplazamiento, mayor miseria y hasta asesinato de líderes populares. De todo ello son reflejo los millones de migrantes latinoamericanos y caribeños que buscan en los países del norte opciones de subsistencia, cada vez más perseguidos y criminalizados, a pesar de lo cual esos migrantes son portadores de transformaciones y alternativas en los países de destino.
 
Por todo esto, y por muchas cosas más, seguimos delante de la necesidad de movilizarnos y hacer visible que nuestras luchas y aspiraciones siguen en pie, fortaleciéndose a pesar de la persecusión, la violencia y las adversidades cotidianas que los movimientos enfrentan para levantar sus demandas.
 
Este 12 de octubre vuelve a ser un marco propicio a la acción popular y desde la Secretaría del Grito de los Excluidos/as queremos motivar a todos los movimientos populares latinoamericanos y caribeños a no dejar pasar esta fecha en blanco, a manifestarse, movilizarse, debatir, cuestionar, gritar en contra de la violencia, la explotación, la destrucción de la naturaleza y por Trabajo, Justicia y Vida. En cada país, en las comunidades, en los territorios, en los barrios, en las escuelas, en las plazas, en las catedrales, en las estaciones de metro o autobús, ahí donde esté el pueblo, aprovechando los medios de comunicación alternativos... de la forma en que cada uno y cada una pueda, sumemos esfuerzos para que este día sea un día de lucha y dignidad que nos permita reconocernos en nuestras luchas y aspiraciones comunes, fortaleciendo nuestra solidaridad más allá de las fronteras.
 
No a la militarización, fuera las bases militares de América Latina y el Caribe!!
No a los desplazamientos, violencia y criminalización contra los más pobres y contra los movimientos sociales!!
Por la Ciudadanía Universal y por la Integración de los Pueblos!!
Por Trabajo, Justicia y Vida!!
Secretaría Grito de los Excluidos/as Continental